Australia inicia limpieza y reconstrucción tras inundaciones

Los habitantes de la costa este de Australia, víctimas de importantes inundaciones, empezaron este jueves (25.03.2021) la operaciones de limpieza a medida que se retiraba el agua, dejando aparecer el alcance de daños.

Las lluvias torrenciales que cayeron en la región inundaron ciudades, destrozaron cultivos y provocaron dos muertos.

Ahora que las nubes se han ido retirando dejando paso a cielos azules, miles de personas en el estado más poblado de Australia, Nueva Gales del Sur, pudieron volver a sus casas para constatar los daños que han dejado las peores inundaciones en más de medio siglo.

Centenares de soldados y bomberos voluntarios ayudan con la retirada de barro de las carreteras escombros de las propiedades.

Ben Shepherd, inspector del servicio de bomberos rural, dijo que los equipos quieren “trabajan para que las comunidades recuperen un mínimo de normalidad lo antes posible”.

“Esto va llevar potencialmente semanas  sino meses, en algunas zonas”, aseguró a la AFP.

En la enorme región que ha sufrido las inclemencias del tiempo, muchas comunidades siguen aisladas debido a las crecidas de los ríos. Más de 20.000 personas no habían podido regresar a sus casas.

Las autoridades instaron a los residentes que sean vigilantes con las crecidas. “Creemos que la mayoría de los ríos han alcanzado el pico pero el exceso de confianza nos preocupa”, advirtió la primera ministra del Estado, Gladys Berejiklian.

“Crecidas impredecibles seguirán ocurriendo en comunidades que no han visto tal cantidad de lluvia en 50 o 100 años”, agregó. 

Dos hombres fallecieron

Los servicios de emergencia respondieron a más de 11.000 pedidos de ayuda desde el inicio del desastre desde la semana pasada y rescataron a un millar de personas atrapadas por el agua.

El miércoles, las autoridades informaron del hallazgo de los restos de un joven paquistaní de 25 años atrapado en su auto en una crecida de 6 metros en el noroeste de Sídney.

Horas después, la policía de Queensland anunció que había aparecido el cuerpo sin vida de otro hombre atrapado en un vehículo en un río en la Costa Dorada.

Las inundaciones llegaron a zonas del interior, como Moree donde las imágenes de televisión mostraban la ciudad divida en dos por el desbordamiento del río.

El servicio meteorológico prevé sol en las zonas más afectadas en los próximos días. Cerca de Sídney, en las inmediaciones del río Hawkesbury, ahora la urgencia es llevar alimentos, productos médicos y de primera necesidad a las zonas aisladas.

Miles de viviendas y negocios se han visto afectados por las inundaciones. Los seguros han recibido más de 22.000 reclamaciones hasta ahora.

Antes de las lluvias torrenciales, la región, que se vio golpeada hace un año por unos incendios devastadores, vivía una sequía prolongada.

Algunas regiones costeras han recibido más de un metro de agua en una semana, el equivalente a dos tercios en un año normal de lluvias.

Los científicos han advertido a Australia que puede esperar eventos más frecuentes y más extremos como consecuencia del cambio climático.

mg (afp, Reuters)

Fuente: DW