Eliminan nombres de huracanes mortíferos y el uso del alfabeto griego

La temporada de huracanes del Atlántico eliminará a partir de este año los nombres de Dorian, Laura, Eta e Iota de la lista para denominar tormentas tropicales debido a la muerte y destrucción que causaron esos ciclones en 2019 y 2020, como también dejará de usar el alfabeto griego, se informó este miércoles (17.03.2021).

La Oficina Nacional de Administración Oceánica y Atmosférica (NOOA) y el Centro Nacional de Huracanes (NHC) de Miami se hicieron eco de la decisión del Comité de Huracanes de la Organización Meteorológica Mundial (OMM) que busca dejar atrás los nombres de huracanes mortíferos y evitar confusiones con el alfabeto griego, que se usaba cuando se agotaban los 21 nombres de la lista anual.

La OMM decidió así suprimir los nombres durante una reunión virtual donde se analizó la “temporada de huracanes sin precedentes que se produjo en el Atlántico en 2020”.

“Los impactos de Eta e Iota fueron lo suficientemente graves como para que el Comité de Huracanes los haya retirado formalmente. No había un plan formal para retirar los nombres griegos, y el uso futuro de estos nombres sería inapropiado”, explica la OMM.

Asimismo, según los expertos, la temporada 2020 mostró que hubo una serie de deficiencias con el uso del alfabeto griego, entre ellas que se puso “demasiado énfasis” en los nombres y no en los impactos reales de las tormentas. 

Esperan 21 huracanes en 2021

El Centro Nacional de Huracanes de EEUU ha publicado la lista con los 21 nombres para el 2021, que son, en orden alfabético: Ana, Bill, Claudette, Danny, Elsa, Fred, Grace, Henri, Ida, Julian, Kate, Larry, Mindy, Nicholas, Odette, Peter, Rose, Sam, Teresa, Victor y Wanda.

Dorian (2019) alcanzó la categoría 5 en la escala Saffir-Simpson y causó daños catastróficos, principalmente en las islas Ábaco y en la zona oriental de Gran Bahama. Su nombre será sustituido por el de Dexter en la lista de nombres de 2025, adelantó en un comunicado la OMM, con sede en Ginebra (Suiza).

Laura (2020) fue un poderoso huracán de categoría 4 que, según recoge la organización, ocasionó 47 muertes directas en los Estados Unidos y La Española (República Dominicana y Haití), y dejó más de 19.000 millones de dólares en daños.

Asimismo, en noviembre de 2020, los huracanes Eta e Iota tocaron tierra en la misma zona de la costa nicaragüense, al sur de Puerto Cabezas, con menos de dos semanas de diferencia. Ocasionaron al menos 272 víctimas mortales y pérdidas por daños valoradas en más de 9.000 millones de dólares.

gs (efe, afp, ap)

Fuente: DW