Joven venezolano asesinado en Perú por negarse a pagarle a un extorsionador

El asesinato del migrante venezolano, Orlando Abreu, a manos de un ciudadano peruano apodado como “Cara Cortada” en un mercado de la provincia de Trujillo, conmocionó a la opinión pública, luego de que el video del homicidio se publicara en las redes sociales, la noche del 12 de febrero.

El periodista venezolano, Sergio Novelli, indicó en su cuenta en la red social Twitter que aunque el hecho se haya conocido el paso viernes, el asesinato ocurrió el 26 de enero de este año.

Abreu, quien era un migrante de 27 años radicado en Perú, trabajaba como comerciante, según reseña la prensa y autoridades venezolanas. En la grabación se muestra cómo un hombre lo amenaza con una pistola e intenta dispararle en varias oportunidades, pero el arma automática se queda trabada, hasta que finalmente logra propinarle varios disparos ante la mirada de varias personas mientras el venezolano pedía clemencia.

“Tú me conoces a mí, yo soy tranquilo”, dijo la víctima mientras intentaba apartarse del sujeto. “Yo no me he metido con ustedes. No me he metido con nadie” agregó el venezolano.

El delincuente huyó de la escena del crimen, mientras que Abreu murió a pesar de que algunas personas intentaron socorrerlo.

Novelli, indicó que la razón del asesinato fue porque el comerciante venezolanos se rehusó a pagar una “cuota” por su puesto de trabajo.

Alias “Cara Cortada” acusado de asesinar a balazos al migrante venezolano es señalado como presunto líder de una banda que extorsionaba a comerciantes informales que trabajan en los alrededores del mercado de Palermo, en Trujillo, para obligarlos a pagar por los puestos, según reseñó el medio local La República.

El repudio en redes sociales fue unánime en rechazo a las expresiones xenófobas contra los venezolanos forzados a migrar por las dramáticas condiciones de vida impuestas por el régimen de Nicolás Maduro.

+Noticias:  Fallece el primer congresista en Perú a causa del COVID-19

Los familiares del venezolano asesinado en Perú exigen justicia por la muerte del joven.

El comisionado presidencial del gobierno Interino para el Centro de Gobierno de Venezuela, Leopoldo López, pidió justicia tras el crimen.

“Pedimos justicia ante hechos tan atroces como el asesinato de Orlando Abreu de 27 años en Perú, mientras trabajaba”, dijo López mediante la red social Twitter.

Asimismo, defendió que así como Abreu, 5,5 millones de venezolanos han tenido que huir de su país en busca de oportunidades para sus familias, pero desafortunadamente muchos se han encontrado con violaciones a sus derechos, xenofobia, maltratos y asesinatos.

“Nadie huye de su país porque quiera; y no hay manera de revertir lo que está pasando en Venezuela sin la salida del régimen de Nicolás Maduro”, agregó el comisionado.

El embajador encargado por el gobierno interino de Venezuela, Carlos Scull, lamentó el hecho e indicó que las autoridades peruanas se encargan del caso. “El asesinato de Orlando no puede quedar impune. La Embajada de Venezuela en Perú ha estado en comunicación con los familiares de la víctima y con las autoridades competentes desde el mes de enero para velar por el respeto a los derechos de los familiares”, escribió en su cuenta de Twitter.

David Smolansky, comisionado del gobierno interino en la Organización de Estados Americanos (OEA) para los migrantes y refugiados venezolanos, repudió el hecho. “El asesinato de Orlando Abreu en Perú enluta a los venezolanos dentro y fuera del país. Abominable lo sucedido. La @FiscaliaPeru debe llegar hasta el fondo en las investigaciones para que haya justicia. Mis condolencias a familiares y amigos de Orlando”, tuiteó.

+Noticias:  Dos jóvenes asesinadas en Venezuela con signos de abuso sexual y tortura, en la misma zona y en menos de 48 horas

Según la Agencia de la ONU para los Refugiados (Acnur), en Perú viven más de un millón de venezolanos y 496.000 han solicitado la condición de refugiado. Unos 280.000 han obtenido la residencia, y de los que tienen trabajo, casi 94 % forman parte de la economía informal, de acuerdo con cálculos de la ONU.

Fuente: infobae