Organización Panamericana de la Salud pide mejorar el acceso a la salud de las poblaciones afrodescendientes

La pandemia por la Covid-19 “afecta de manera desproporcionada a los más vulnerables, especialmente a las personas afrodescendientes”.

Así lo afirmó Carissa F. Etienne, directora de la Organización Panamericana de la Salud (OPS), por lo que instó a las autoridades de salud del continente americano a enfrentar este desafío.

“Consideramos que se trata de un tema prioritario, por lo que lo hemos integrado a nuestros programas, enfocándonos en mejores datos para poder ofrecer servicios de prevención y atención más específicos”, planteó.

Aunque los datos para la región son limitados, las tasas de mortalidad entre los brasileños negros y de raza mixta es 1.5 veces más altas que la de los blancos, y en Ecuador, los hombres afrodescendientes tienen tres veces más probabilidades de morir por el nuevo coronavirus que las mujeres y 50% más que los hombres de la población mestiza del país, detalló Etienne, en conferencia de prensa celebrada el 2 de diciembre de 2020.

“En Estados Unidos, los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades informan que una persona negra tiene 2.6 veces más probabilidades de contraer el virus y el doble de probabilidades de morir por la Covid-19 que una persona blanca”, indicó.

Según Etienne, esta carga “desproporcionada” no se registra exclusivamente con la Covid-19 ya que, de hecho, se refleja en todos los indicadores de salud, desde las enfermedades no transmisibles hasta los resultados en cuanto a la salud materna, especialmente en las mujeres de color, que normalmente tienen más dificultades para acceder a los servicios de salud que necesitan.

Las personas afrodescendientes representan alrededor de una quinta parte de la población en el continente americano: son el grupo racial dominante en la mayor parte de los países del Caribe, más de la mitad de la población en Brasil, 13% de la población en Estados Unidos y una de cada diez personas en Ecuador y Panamá.

+Noticias:  Presidente de Tanzania niega la presencia del coronavirus y critica la vacunación, llama al país a derrotar las "enfermedades respiratorias" con rezos

“El racismo sistémico puede ser un obstáculo para el acceso a una atención adecuada, puede generar desconfianza en los prestadores de salud y, en última instancia, puede causar peores resultados para los pacientes negros en muchos países de la región”, subrayó Etienne.

Fuente: La Prensa