Papa Francisco se reúne con líderes del Kurdistán iraquí en Erbil

El para Francisco, en la tercera jornada de su viaje apostólico a Irak, se reunió con dirigentes del Kurdistán iraquí en Erbil, desde donde se trasladó a Mosul.

Por la mañana, el Papa fue recibido en el aeropuerto de Erbil por el presidente de la región autónoma del Kurdistán iraquí, Nechirvan Barzani, y otros altos cargos civiles y religiosos. Después de la ceremonia de bienvenida y una ofrenda floral, Francisco mantuvo un breve encuentro privado con Barzani, según el Vaticano.

Las paradas siguientes de la visita papal son Mosul, donde Francisco celebrará una oración por las víctimas de la guerra, y Qaraqosh, donde se reunirá con representantes de la comunidad cristiana.Más tarde el Papa regresará a Erbil para ofrecer una misa en el estadio ‘Franso Hariri’.

El Papa en Mosul

El sumo pontífice realzó el valor de la fraternidad durante una visita a Mosul, ciudad que sufrió grandes estragos en el período de 2014 a 2017 cuando fue un baluarte del llamado Estado Islámico, la organización terrorista prohibida en Rusia y otros países.

Antes de iniciar una oración por las víctimas de la guerra en Hosh al-Bieaa, plaza de las cuatro iglesias destruidas por los terroristas, el Papa señaló que las trágicas consecuencias de la hostilidad en Mosul son evidentes.

Francisco lamentó que esta cuna de la civilización fuera golpeada por “una tempestad tan deshumana” y reafirmó la convicción de que “la fraternidad es más fuerte que el fratricidio, la esperanza es más fuerte que la muerte, la paz es más fuerte que la guerra”.

Durante la oración, el Papa subrayó que no se puede matar en nombre de Dios.

“A nosotros no nos es lícito matar a los hermanos en su nombre […] no nos es lícito hacer la guerra en su nombre […] no nos es lícito odiar a los hermanos”, enfatizó Francisco, citado por el sitio web del Vaticano.

Fuente: sputniknews

Imagen: © REUTERS / Khalid al-Mousily