Venezuela declara persona no grata a la embajadora de la Unión Europea y le da 72 horas para dejar el país

La jefa de la delegación de la Unión Europea (UE), Isabel Brilhante, tiene 72 horas para abandonar Venezuela, tras la sanción de ese bloque a 19 funcionarios de ese país, informó el canciller de la nación caribeña, Jorge Arreaza.

“Hoy [el 24 de febrero] por decisión del presidente Nicolás Maduro, le hemos entregado en sus manos, a la señora Isabelle Brilhante, quien en los últimos años fue la jefa de la delegación de la Unión Europea, en Venezuela, la declaratoria como persona no grata (…) se le ha dado un plazo de 72 horas para abandonar el territorio venezolano”, indicó Arreaza en declaraciones ofrecidas a la prensa desde la Cancillería en el centro de Caracas.

En el mensaje transmitido por el canal estatal Venezolana de Televisión, el ministro de Asuntos Exteriores destacó que en los últimos años la Unión Europea ha aplicado más de 50 sanciones contra su país.

“Lo hacemos porque van ya 55 decisiones, eso que llaman en la Unión Europea, en el sistema estadounidense sanciones”, expuso.Arreaza reiteró que la Unión Europea y Estados Unidos carecen de autoridad legal y moral para castigar a ciudadanos de otro país.

“Súbitamente hace un par de días después de que el año pasado se logró establecer una comunicación estable con el alto representante para las relaciones exteriores de la Unión Europea, Joseph Borrell, después de que hemos hecho todos los esfuerzos para estabilizar la convivencia democrática en el país, ‘sanciones’, contra magistrados, contra el poder judicial, contra el poder electoral”, agregó.Además, Arreaza, dijo que espera retomar el diálogo con la Unión Europea.

“Ojalá que haya reflexión en la Unión Europea, ojalá podamos reconstruir los puentes de entendimiento, de diálogo, ojalá que aprendan a respetar a los países soberanos, libres e independientes, como la República Bolivariana de Venezuela”, señaló el ministro.

Arreaza llamó a la Unión Europea a revisar la Carta de las Naciones Unidas y la Constitución del país y a reflexionar sobre la interferencia en los asuntos internos de Venezuela.

“Pueden deponer esas actitudes injerencistas, prepotentes y ojalá Europa cumpla con un rol de acercamiento de un puente de respeto, de equilibrio en este mundo, y que dejen de ser un apéndice de la élite dominante de Washington en los Estados Unidos, y que tomen posiciones propias, siempre respetando el derecho internacional”, añadió.

A su vez, un portavoz de la UE declaró a Sputnik que la Unión Europea pide a Venezuela que revise su decisión de expulsar a su embajadora en Caracas.

“La UE lamenta esta decisión que solo lleva a un mayor aislamiento de Venezuela, instamos a revisarla”, dijo el interlocutor.Venezuela, subrayó, podrá superar la crisis solo mediante las negociaciones y el diálogo.

Por su parte, el embajador de Rusia en la capital venezolana, Serguéi Mélik-Bagdasárov, repudió que la UE utilice las sanciones como parte de su política exterior.

Esta reacción se produce tras la decisión de la Unión Europea de sancionar a Rusia por la detención del bloguero opositor Alexei Navalni.

La UE sancionó el 22 de febrero a 19 funcionarios venezolanos bajo el argumento de que las elecciones parlamentarias del pasado 6 de diciembre carecían de los estándares necesarios.En julio de 2020, el Gobierno venezolano dejó sin efecto la expulsión de Brilhante Pedrosa, luego de una conversación entre el canciller Jorge Arreaza y Borrell.

Los funcionarios coincidieron que era necesario mantener las relaciones diplomáticas, para facilitar los caminos de diálogo político.

El 29 de junio, Venezuela había anunciado la expulsión de Brilhante Pedrosa y le dio 72 horas para que abandonara el país después de que la Unión Europea incluyera en una lista negra a 11 altos funcionarios venezolanos.

Fuente: sputniknews

Imagen: © REUTERS / Manaure Quintero